Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de cookies

Noticias, artículos y consejos prácticos para prevenir lesiones

María Jesús Navarro, una historia de lucha y superación

Maje, como la llaman sus amigos, sufre artritis reumatoide desde los 20 años

22 Mayo 2013

Te presentamos la historia de superación de Mª Jesús Navarro, más conocida como Maje. Tiene 31 años y fue diagnosticada de Artritis reumatoide con tan solo 20 años. Desde entonces esta luchadora incansable no ha dejado de pelear cada día para vencer a su enfermedad.

"Todo comenzó, cuando mis manos se me dormían, cambiaban a un color un tanto cetrino y no podía moverlas por las mañanas, mi musculatura estaba agarrotada...
Lógicamente, se lo conté a mi madre, y empezamos a buscar soluciones. Preguntábamos a los médicos, y nos daban su punto de vista, hasta que uno comentó que fuera a un reumatólogo; a los 5 días ya estaba en la consulta del primer médico, su diagnostico fue muy claro: ¡ARTRITIS REUMATOIDE! Yo toda extrañada le pregunté ¿Qué es eso? ¿A que es debido?...

Su respuesta fue: es una enfermedad grave, degenerativa, que no tiene cura, te aconsejo que estudies unas oposiciones, para coger bajas por que esta enfermedad avanza, y en unos pocos de años, tienes todos los numeritos de quedarte en una silla de ruedas....así de fría y contundente fue su respuesta... Me pareció tan "macabra" (Porque tal vez ese señor no tenia ni idea del daño que podían producir en mí, esas palabras.)

Salimos de la consulta llorando, e intentando asimilar lo que oímos, y haciéndome miles de preguntas más... me decía, tengo 20 años ¿Y ahora que?...para entonces seguía con mi atletismo, con un deporte que me llenaba el alma, el corazón, mi tiempo, y me cargaba de energía, de vida, de ilusión, porque sabia que cada fin de semana iba a ver a mis compañeros y podría ofrecerles lo mejor de mí: ¡UNA SONRISA!

Cuando llegamos a casa, más tranquilas, cenamos y me metí en mi cuarto, y lógicamente lo primero que hice fue buscar información en internet, me armé de valor con lágrimas en los ojos y me puse a buscar lo que era la artritis reumatoide y encontré lo siguiente: La artritis reumatoide (AR) es una enfermedad sistemática auto inmune, caracterizada por provocar inflamación crónica principalmente de las articulaciones, que produce destrucción progresiva con distintos grados de deformidad e incapacidad funcional.

Comprobé, que aquel médico no me engañó, pero cogió el lado más extremo de la enfermedad, esto todavía acrecentaba mis dudas y me hacían preguntarme hasta que punto estoy enferma, esta claro que por las mañanas no me puedo levantar, arrastro los pies, no puedo mover mis manos, ni mis brazos, no soy capaz si quiera de sentarme ni de valerme de mi misma, y también comenzaba a comprobar lo que era el DOLOR, el dolor del roce de una sábana, el dolor de mover un solo dedo, el dolor de mover la mandíbula...

Me sentí como en el interior de un pozo, donde cada información que podía conseguir solo hacia que hundirme más y más. Estuve tres días enteros encerrada en mi cuarto y perdí las fuerzas para seguir adelante. Intentamos contrastar la opinión y el diagnóstico de este primer médico en un intento desesperado, una segunda valoración podría aclararnos más las cosas. Sin embargo coincidió en el diagnóstico aunque sus palabras y su opinión de la enfermedad fue distinta, me ofreció una visión mucho más positiva, que hiciera vida normal, que si hacia deporte siguiera haciendo lo mismo, que existían remedios para ese dolor y que sobre todo no me desanimara.

Comenzamos un tratamiento menos agresivo, y más llevadero, e intente llevar una vida normal, sin embargo, deje el deporte totalmente. Pasaron unos meses, y visité al Dr. Ángel Escudero, del cual aprendí a vivir con la enfermedad, y a que esta no me impidiera sencillamente, ser feliz.

Después de nueve años y gracias a mi circulo social-deportivo, decidí volver a calzarme unas zapatillas, quería sentirme fuerte y libre, como era antes. Fue una lucha continua, contra mi, y contra unas condiciones físicas que había perdido totalmente, contra una enfermedad que poco a poco iba pasándome factura, pero por encima de todo... quería ser libre ....

Hoy, tan solo un año después de haber pensado: "esta enfermedad no sabe en que cuerpo se ha metido." Puedo decir que voy consiguiendo metas, eso si, respaldada en todo momento por profesionales que sin duda hacen muy bien su trabajo, y en los que tengo depositado una gran amistad, como son, fisios, traumatólogos, reumatólogos, etc.

Puedo decir que he realizado carreras de medio, largo y ultra fondo, siendo estas ultimás muy especiales, ya no por su preparación, si no por su tremendo desgaste. Aunque pienso que por encima del físico, es muy superior el mental. Algunas de ellas son 100 Kilómetros Madrid-Segovia, subida al Veleta, Granada (50 Km), Maratón de Atenas, Maratón Barcelona (42,192m), así como muchas medias maratones, y otras pruebas de menor distancia.

El atletismo forma parte de mi vida, de mi manera de pensar, de vivir, y de ser feliz, me hace sentir fuerte, positiva, y sobre todo libre. Me hace olvidar los malos momentos, he aprendido a correr con dolores, a controlarlos, a no consentir que me paren, que me impidan llevar adelante mis sueños, mis alegrías, mis pasiones. Correr es mucho más que un deporte, es una forma de vivir".


Así cuenta María Jesús su propia historia, una historia que seguro consigue motivarte y darte ánimos para superar los obstáculos que la vida nos pone delante.
María Jesús Navarro, una atleta que venció a la artritis reumatoide
María Jesús Navarro, siempre sonriente
 

Productos más vendidos en nuestra tienda

   

NOTICIAS RELACIONADAS María Jesús Navarro, una historia de lucha y superación

Última actualización: 17/08/2018
Regístrate a nuestro Boletín
Mantente informado de lo último en salud y recuperación de lesiones
Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad
Encuéntranos en Redes Sociales