Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de cookies

Noticias, artículos y consejos prácticos para prevenir lesiones

Lesiones cerebrales en el fútbol americano

El fútbol americano se ha erigido como la disciplina que causa mayor número de lesiones cerebrales

5 Marzo 2014

El futbol americano es un deporte de contacto extremo que por su condición y su naturaleza se ha erigido como la disciplina deportiva que causa un mayor número de lesiones cerebrales en sus practicantes. En los últimos años, tanto los jugadores de la liga profesional, como sus dirigentes y el público en general han comenzado a tomar conciencia del enorme riesgo al que se exponen las personas que practican este deporte. En Estados Unidos cada año se superan las 250.000 lesiones cerebrales relacionadas con el fútbol americano.

Lesiones ligadas al fútbol americano


Las lesiones deportivas son algo habitual en todos los deportes, aunque el caso del fútbol americano supera largamente todos los límites. En este deporte son normales lesiones de más o menos gravedad como los esguinces de tobillos y rodillas, las roturas musculares y de ligamentos o las fracturas óseas, todos tipos de traumatismo que se dan en mayor o menor medida también en otras disciplinas como el fútbol o el baloncesto, aunque supera ampliamente a cualquier otra actividad en el número de conmociones cerebrales. Y es que este problema está originado en la misma esencia del deporte, que lleva intrínseca la repetición constante de golpes, lo que con el paso de los años da lugar a lesiones cerebrales como la demencia, la depresión, cuadros degenerativos como el Alzheimer o la esclerosis lateral amiotrófica, y en casos extremos, la muerte.

Un debate abierto


Este tipo de lesiones deportivas en el fútbol de Estados Unidos no son algo nuevo y a lo largo de la historia pueden encontrarse numerosos ejemplos de grandes estrellas que con el tiempo terminaron sufriendo algún tipo de trauma cerebral.

Sin embargo, en los últimos tiempos se han reproducido situaciones extremas de graves lesiones que finalizaron con la muerte de ex jugadores, en muchos casos a través del suicidio como punto culminante a la depresión, lo que ha provocado un amplio debate en torno a este deporte en Estados Unidos.

La muerte en 2002 de Mike Webster, campeón de la Super Bowl en cuatro oportunidades, el repentino fallecimiento de Terry Long en 2005 tras la ingesta de anticongelante, los suicidios de Andre Waters, antigua estrella defensiva de Philadelphia Eagles y Arizona Cardinals, o de Dave Duerson, con un glorioso pasado en los Chicago Beers y que decidió terminar su vida en 2011 con un disparo al pecho, o los más recientes de Ray Esaterling y de Junior Seau en 2012 son algunos ejemplos de las graves consecuencias para la salud que representa este deporte para quienes lo practican.
Lesiones cerebrales en futbol americano

Productos más vendidos en nuestra tienda

   
Última actualización: 17/08/2018
Regístrate a nuestro Boletín
Mantente informado de lo último en salud y recuperación de lesiones
Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad
Encuéntranos en Redes Sociales